Bicarbonato de sodio como fungicida casero para las plantas

El bicarbonato de sodio es un producto verdaderamente versátil que siempre deberíamos tener en casa. Útil no solo en la cocina, sino también en el baño, en el balcón o en el jardín.

El bicarbonato de sodio es una sustancia muy utilizada en la preparación de detergentes ecológicos para limpiar la casa y como desodorizante para las habitaciones y para la persona. ¿Pero….qué es realmente el bicarbonato de sodio y por qué es muy útil y efectivo? El bicarbonato de sodio normalmente está presente en la naturaleza, pero también se puede producir industrialmente.

También podés consultar:

Consejos para decorar jardines novedosos: Ideas actuales de jardines

 

 ¿Alguna vez ha tratado de usar el bicarbonato de sodio como fungicida para plantas?
Dado que el bicarbonato es una sustancia que se encuentra comúnmente en la naturaleza, su impacto ambiental después del uso es significativamente menor que el de otras sustancias de origen industrial que se encuentran en los detergentes comunes. Y es por eso que lo elegimos como un ingrediente a menudo presente en nuestras limpiezas ecológicas.

Ese fino polvo de sal blanca, conocido como bicarbonato de sodio y comúnmente vendido en todos los supermercados, se usa principalmente para lavar verduras, desinfectar superficies, pero también para tratar la indigestión o la acidez estomacal debido a su acción alcalinizante. Hoy les dejamos esta idea económica y ecológica, usar el bicarbonato como fungicida.

Bicarbonato como fungicida casero de plantas

Hay tantos usos de bicarbonato de sodio, pero pocos saben que también puede ser útil en la agricultura como fungicida gracias a su poder desinfectante que previene y elimina la presencia de diferentes especies de hongos que comúnmente atacan a las plantas. Esto también se debe a su efecto alcalinizante que hace que sea imposible crear ese entorno favorable para la proliferación de hongos que, como es sabido, adoran los ambientes ácidos.

En particular, el bicarbonato de sodio actúa como un fungicida natural en:

• Moho gris (Botrytis cinerea): se manifiesta por la formación de una masa de cotonina marrón grisácea que conduce a la descomposición de las flores, frutos y tejidos blandos de las plantas. Este hongo a menudo ataca a las fresas, al brócoli y, como plantas ornamentales, a las rosas.
• Rhizoctonia solani: se manifiesta con daños o lesiones en la base del tallo (collar de la planta) cuando esta es blanda y provoca la ruptura y consecuentemente la muerte de la planta. Muy común en frijoles, chile, espinacas, papas y tomates.
•Hongos Ascomycota: estos causan el famoso oidium, también llamado Mal White o Enfermedad Blanca una enfermedad que afecta a diferentes tipos de plantas: vides, remolachas, alcachofas, tomates, etc.

Este ingrediente natural también se puede usar para la prevención y el tratamiento del mildiu, una enfermedad de las plantas causada por varias familias de hongos.
Spray fungicida de bicarbonato

Cómo preparar bicarbonato de sodio como fungicida

Para preparar un aerosol de bicarbonato con poder fungicida necesitarás:

 

• 1 litro de agua
• 40 g de bicarbonato de sodio
•  1 contenedor de aerosol

Preparación

Agregue aproximadamente dos cucharadas de bicarbonato de sodio (40 gramos) a un litro de agua y mezcle para que se disuelva por completo, luego vierta en el recipiente de pulverización y aplique sobre las plantas con una pulverización suave (con gotas finas). El fungicida de bicarbonato debe aplicarse sobre toda la parte aérea de las plantas y, en particular, sobre las hojas tanto en la parte superior como inferior.

Recomendamos dos aplicaciones semanales en los períodos del año cuando hay bajas temperaturas y alta humedad, o aquellas en las que se crean las condiciones más favorables para el desarrollo de hongos.

Otra receta para realizar con bicarbonato:

• 4 cucharadas de bicarbonato

• 4 cucharadas de jabón neutro

• 1 cucharada pequeña de aceite vegetal

• 4 litros de agua

Es muy importante preparar solo la cantidad necesaria para el uso cada vez, es decir, no es aconsejable preparar el spray por adelantado y conservarlo por más de un día sin usarlo, ya que de esta manera la mezcla perderá sus propiedades curativas.

No se preocupe por el posible efecto nocivo del bicarbonato de sodio en las plantas, este ingrediente no causa el marchitamiento o la muerte de ninguna flor o cultivo. Lo único importante es no regar nunca el suelo con agua y bicarbonato, sino rociar solo con las plantas.

Bicarbonato como fertilizante

Dejamos también una receta con bicarbonato ideal para utilizarla como fertilizante para las plantas.

Receta de fertilizante con bicarbonato

• 1 cucharada de bicarbonato

• 1/2 cucharada de amoníaco claro

• 1 cucharada de Sal Epson

• 4 litros de agua

Esta mezcla sirve para regar cuatro plantas.Fomentará su crecimiento disminuyendo la acidez del suelo.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.