¿Cómo saber usar y colocar un gato hidráulico de manera correcta?

Los gatos hidráulicos, son elementos de metal fundamentales de seguridad para las personas que deben trabajar abajo de un vehículo hasta para cambiar una rueda. Colocar un gato hidráulico bajo un automóvil y no colocarlo de la manera correcta puede llegar a ser un gran desastre, para evitar esto, te dejamos una guía de como saber usar y colocar un gato hidráulico bajo tu automóvil.

maxresdefaultLo primero que debes hacer antes de levantar tu vehículo, es ubicar el gato hidráulico en una superficie que este plana, y que este no se resbale, debe tener un soporte bien firme.Puedes consular el manual del vehículo, en esos libros siempre hay información de prácticas seguras para levantar tu auto.

Es sumamente importante que tengas un gato hidráulico que soporte el peso de tu vehículo. Esto siempre está detallado en el libro del producto.

Luego deberás colocarle el freno de mano a tu vehículo, ya que de esta manera se evita que se mueva al momento de tener el gato hidráulico debajo de él. Debes usar un gato de piso, como se observa en esta foto, ya que los tradicionales que traen los vehículos no suelen ser muy cómodos y resistentes. -Suelo-hidr-ulico-Gato-2t-8-0kg-T30102-Debes colocar el gato hidráulico debajo de un sector solido y con estructura firme del chasis del automóvil. Habitualmente, el auto posee una parte pequeña en el chasis muy cerca de la rueda, y ahí será donde podes colocar el gato hidráulico.

Mirar aquí  ¿Cómo saber instalar suelos de terrazo? Consejos

Se recomienda usar minimamente dos gatos hidráulicos de la misma altura, ya que de esta manera el auto se apoya de igual forma de los dos lados. Luego deberás probar cada uno de ellos, cuando estén en su lugar correcto, debes empujar el auto con la mano para que observes si se mueve. En el caso de que se mueva, debes reorientar los gatos hidráulicos hasta que tu auto esté estable.

Para mayor seguridad, puedes colocar un neumático de repuesto o un tronco de madera bajo el auto para que sostengan el vehículo en el caso de que se caiga. Jamas debes usar bloques de cemento o ladrillos, ya que al ser más frágiles, el peso del auto puede desmoronarlos.